RRNews

Noticias

Tribunales

Los dueños de la granja porcina de los horrores grabada por Évole serán juzgados el 24 de enero en Lorca

La granja porcina protagonista del reportaje suministraba a la empresa El Pozo. Igualdad Animal, que ejerce la acusación popular, pide tres años de prisión para los responsables de la granja a los que acusa de 14 delitos de maltrato animal

Comparte este post:

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email

Los responsables de la granja porcina de los horrores grabada por Jordi Evole para el programa Salvados, de La Sexta, ¿Qué hay detrás de la industria cárnica en España?, serán juzgados el próximo 24 de enero. Desde Igualdad Animal consideran que es «el mayor escándalo de maltrato animal en la historia de las granjas en España».

La Fiscalía acusa a los responsables de la granja, los hermanos Carrasco, por un delito continuado de maltrato animal y pide para ellos 18 meses de prisión. Desde Igualdad Animal, como acusación popular, les acusan de 14 delitos de maltrato animal y reclaman para ellos 3 años de prisión, lo máximo contemplado por la ley.

En el juicio, que arranca el próximo miércoles en el juzgado número 1 de lo penal de Lorca, se valorarán como pruebas las grabaciones emitidas en el programa Salvados en febrero de 2018 que revelan las atroces condiciones a las que estaban sometidos los cerdos, así como los testimonios de los peritos veterinarios sobre el estado de los animales y el sufrimiento innecesario al que fueron sometidos.

Desde Igualdad Animal aseguran «lo que presenciamos en aquella granja, que suministraba a El Pozo, fue aterrador: animales con hernias tan grandes que no podían ni moverse, cerdos deformados y muertos, escenas de canibalismo…»

Tras la emisión del programa, en febrero de 2018, Igualdad Animal interpuso una denuncia pero, a pesar de todas las evidencias presentadas, el Juzgado de Primera Instancia archivó el caso. Tuvieron que recurrir a la Audiencia Provincial de Murcia que finalmente decidió que los responsables de la granja porcina debían ser juzgados.

Canibalismo, cerdos muy enfermos, deformes

Gran parte de estos animales, destinados a consumo humano, padecían hernias y tumores tan grandes que muchos no podían ni moverse, deformidades y abscesos, sin recibir ningún tipo de atención veterinaria.

Las grabaciones muestran también la existencia de numerosos cadáveres de cerdos pudriéndose entre los cerdos vivos, documentando escenas de canibalismo entre los animales.

Suministraba a la empresa El Pozo

En el momento de la grabación del programa, la granja Hermanos Carrasco suministraba sus cerdos a la empresa El Pozo que rechazó participar en el programa Salvados para dar su punto de vista. Es más, tras la emisión del programa, El Pozo no reconoció ninguna responsabilidad, incluso acusó a Salvados y a Igualdad Animal de mentir. Aquí el comunicado de El Pozo.

Solo cuando las imágenes de animales enfermos y deformes emitidas tuvieron repercusión internacional y varios supermercados belgas retiraron los productos de El Pozo de sus estanterías, la empresa de Tomás Fuertes emitió un comunicado en el que informaba de que había roto relaciones con la granja porcina investigada.

El Pozo anunció su decisión el mismo día en el que el diario belga Het Laatste Nieuws informó de que dos cadenas de supermercados, Delhaize y Colruyt anunciaran que dejaban de comercializar productos de la empresa murciana debido a las denuncias del citado reportaje.

Solo a posteriori y ante el escándalo internacional, El Pozo reconoció su vinculación empresarial con la granja porcina de los Hermanos Carrasco, solo entonces decidió romper relaciones comerciales con la explotación alhameña, que era proveedora de su filial Cefusa.

Si quieres estar al día de nuestras publicaciones, puedes suscribirte a nuestros canales

RRNews es un portal de «información sin miedo».

Síguenos